El vino tinto y el té verde podrían ayudar a prevenir enfermedades metabólicas y neurodegenerativas

vino tinto

Beneficios del vino tinto en enfermedades metabólicas

Tanto el vino tinto como el té verde ofrecen gran cantidad de beneficios para nuestro organismo, en parte, por los antioxidantes que poseen. Ahora, y gracias a un estudio, también se establece que ambas bebidas podrían tratar enfermedades metabólicas hereditarias.

Beneficios para prevenir enfermedades metabólicas

El estudio, realizado por investigadores de la Universidad de Tel Aviv, concluye que el galato de epigalocatequina (EGCG), que se produce naturalmente en el té verde, y el ácido tánico, que podemos encontrar en el vino tinto, pueden llegar a bloquear la formación de metabolitos tóxicos. Se trata de sustancias que no directamente nocivas para el cuerpo, pero que pueden volverse tóxicas después de que hayan sido metabolizadas en el hígado.

La mayoría de las personas con trastornos metabólicos hereditarios nacen con un gen defectuoso que resulta en una deficiencia enzimática clave. Y en, este caso, los pacientes deben seguir una dieta estricta durante toda su vida.

El vino tinto y el ácido tánico

Los investigadores creen que el ácido tánico del vino tinto podría ayudar a tratar enfermedades metabólicas congénitas. Explicaron que los metabolitos, sustancias que son, entre otras cosas, los componentes básicos del ADN y las proteínas, se acumulan en el cuerpo. Y esta acumulación incontrolada es tóxica, llegando a causar trastornos mentales y de desarrollo severos.

En este caso, el ácido tánico es conocido por prevenir la formación de estructuras amiloides tóxicas que causan trastornos neurodegenerativos como el Alzheimer y la enfermedad de Parkinson. Así, previene las estructuras proteicas de tipo almidón que pueden causar tales enfermedades neurodegenerativas.

El vino tinto en enfermedades metabólicas

Conoce los beneficios del vino tinto

En el estudio, las dos sustancias se probaron en tres metabolitos vinculados a tres enfermedades metabólicas hereditarias: adenina, tirosina acumulativa y fenilalanina. Y se comprobó que, tanto el ácido tánico como el EGCG, fueron efectivos para bloquear la formación de estructuras amiloides tóxicas.

Resultados prometedores

Los protagonistas del estudio explican que las herramientas que han desarrollado son pioneras y tienen un enorme potencial para ayudar a una amplia cantidad de pacientes en el futuro. Los autores comentan que la investigación demuestra, una vez más, la capacidad de la naturaleza para producir el mejor candidato de medicamentos con el fin de tratar algunas de las peores enfermedades humanas. De manera que este enfoque podría facilitar el desarrollo de nuevos medicamentos para el tratamiento de este tipo trastornos.

El estudio, publicado en el diario del grupo Nature Communications Chemistry, todavía se encuentra en las fases preliminares. Los resultados prometen y son importantes para el desarrollo de nuevas terapias farmacológicas para las enfermedades metabólicas. Está visto que tanto el té verde como el vino tinto, además de protegernos de enfermedades relacionadas con el corazón, aumentan la salud cerebral.

 TAGS:Semele 2015Semele 2015

Semele 2015:  un vino tinto de la DO Ribera del Duero con los mejores racimos de merlot y tempranillo de 2015 y cuyo grado alcohólico es de 14º.

 TAGS:Azpilicueta Crianza 2014Azpilicueta Crianza 2014

Azpilicueta Crianza 2014: un vino tinto con DO Rioja a base de una selección de graciano, cariñena, tempranillo y mazuelo de 2014 y cuya graduación alcohólica es de 13.5º.

5 buenos bares para beber vino en Lisboa

Lisboa es una ciudad radiante, como este grafiti en el que vemos algunos de los elementos que marcan la cultura lusa, como por ejemplo el vino.

Lisboa se ha convertido en una de las ciudades de visita obligada en los últimos tiempos. El arte, la buena gastronomía y unas calles repletas de vida son algunos de sus principales reclamos turísticos. Pero no podemos olvidar que Portugal es también tierra de grandes vinos. Por ello, te invitamos a conocer algunos de los mejores bares para beber vino en Lisboa. ¡Encuentra el tuyo y anótalo para la próxima escapada a la capital lusa!

Vestigius

Ubicado en un antigua bodega, Vestigius es mucho más que un bar de vinos: ofrece una amplia programación de actos culturales para pasar un rato agradable mientras disfrutamos de buenos vinos y buenos platos de cocina nacional e internacional.

Vestigius está situado en la zona de Cais do Sodré y tiene una privilegiada vista del río Tajo, con una fabulosa zona de explanada para disfrutar del aire libre. Es un sitio ideal para el intercambio cultural y de ideas alrededor de una copa de buen vino o de un cóctel.

The Old Pharmacy Wine Bar

¿Qué pueden tener un común una farmacia y el vino? Habrá quien diga que en ambos encontramos alivio para penas y dolores… Pero en el caso que nos ocupa se trata del The Old Pharmacy Wine Bar, una antigua farmacia reconvertida en bar de vinos. Este local encantador ofrece unas 200 referencias de vinos de origen portugués que puedes acompañar de una selección de quesos, jamón y otros sabrosos bocados muy adecuados para un picoteo.

Además, es uno de los bares de vinos más llamativos de Lisboa, donde sin duda te sumergirás de lleno en el apasionante mundo de los vinos portugueses. El The Old Pharmacy Wine Bar ofrece además un espacio para tomar café y tés, por si acaso lo que el alma del visitante está buscando es algo menos embriagador…

Winebar do Castelo

Si eres un verdadero amante del vino, este es uno de los bares de vinos de visita obligada en Lisboa. Winebar do Castelo está situado en una de las colinas de la ciudad, la de Castelo de São Jorge, en el centro histórico. La selección de vinos, muy interesante, va rotando habitualmente y destacan los oportos de añada.

Otro de los atractivos que ofrece Winebar do Castelo son las catas dirigidas, una idea interesante para conocer más a fondo los vinos portugueses. Por supuesto, el bar ofrece platillos a base de quesos y charcutería para tomar con los vinos. ¡Muy recomendable!

By the Wine

Es uno de los bares a vinos más conocidos de la ciudad, ya que se trata de la tienda insignia de José Maria da Fonseca, una de las compañías de vino con más presencia en el país. En By the Wine encontrarás todos los vinos del portfolio de esta bodega así como una amplia selección de tapas, incluyendo jamón de Guijuelo.

En pleno corazón de Lisboa, By the Wine además cautiva por su arquitectura interior. Una excelente opción donde comer y beber buenos vinos en un ambiente agradable.

Tasca do Chico

En esta selección de bares de vinos en Lisboa no podía faltar el Fado. Tasca do Chico es una taberna donde tomar vino, comer alguna cosa y, sobre todo, escuchar Fado.

Es un local entrañable y especial, aunque algo pequeño, donde lo más recomendable es beber una copa de vino o tomar algo al ritmo melancólico de una música que, como el buen vino, llega al alma.

 

 TAGS:Duas Quintas 2015Duas Quintas 2015

Duas Quintas 2015:un vino tinto con DO Douro que contiene touriga nacional y touriga francesa de 2015 y tiene un volumen de alcohol de 13º.

 

 TAGS:Blandy's 5 Years Malmsey Rich MadeiraBlandy’s 5 Years Malmsey Rich Madeira

Blandy’s 5 Years Malmsey Rich Madeira: un vino generoso Madeira a base de los mejores racimos de malmsey y tiene un volumen de alcohol de 19º

 

¿De dónde es el vino?

El vino es una de las bebidas fermentadas más antiguas. La historia del vino es apasionante.

Rusia es la cuna del vodka. Méjico lo es del tequila. Cuba, del ron. Escocia, del whisky. Pero … ¿de dónde es el vino? ¿Qué país tiene el honor de haber creado el vino? La atribución es dudosa y no está exenta de políticas, puesto que es un galardón bien hermoso, el hecho de haber descubierto tan divina bebida. Sin embargo, la aparición del vino no es un hecho que puede aislarse de la historia, más bien al contrario: es indisociable de la evolución histórica de la agricultura y de la gastronomía.

La historia del vino nace en el neolítico

Todo apunta que el vino nació durante el neolítico (edad de piedra). Los primeros vestigios de lo que podría ser vino se hallaron en los  Montes Zagros (en la región que hoy ocupa Armenia, Georgia e Irán), en concreto en el poblado neolítico de Hajji Firuz Tepe.

Fue en este asentamiento donde se encontró por primera vez una vasija datada de 5400 a.C. que contenía ácido tartárico, presente en la piel de las uvas, lo que parece indicar que contuvo vino. Este vino, además, procedencia de la variedad vitis vinifera sylvestris.

La aparición de rutas comerciales

Con la progresión, conversión de sociedades nómadas a sociedades sedentarias se iría mejorando el dominio de las técnicas agrícolas y, además, aparecerían nuevos oficios, y con ellos el intercambio de mercaderías y el comercio. Y, con el comercio, la expansión del vino desde Europa oriental hasta la India y China.

El vino en el Antiguo Egipto

Durante el reinado de Udimo, quinto Faraón de la dinastía I de Egipto (entre el 2914 a.C. y el 2867 a. C.), se llevaron a cabo representaciones pictóricas que mostraban a egipcios vendimiando. En un inicio el vino, que también podía provenir de zumo de granadas, se empleaba en ceremonias religiosas y se llamaba shedeh. A pesar de que el vino era algo reservado para las clases nobles y el sacerdocio, en los periodos festivos los egipcios de clases bajas también tenían acceso a él.

En cuanto a su conservación, el vino se guardaba en ánforas selladas . Algunas de ellas incluso llegaron a formar parte del ajuar funerario de los faraones, como en el caso de Tutankamón, donde se hallaron treinta grandes jarras de vino.

En el Antiguo Egipto el vino también se usó para limpiar los cuerpos antes y después de vaciarlos en el proceso de momificación.

De Egipto a Grecia

Dada la proximidad geográfica de Creta con Egipto y Fenicia respecto a la península Griega, se cree que el vino llegó a la cuna de la civilización moderna a través de la mítica isla del mediterráneo oriental.

Alrededor del 700 a.C. el vino era una bebida habitual y alcanzó unas cotas de popularidad tan importantes que incluso le asignaron un dios propio: Dioniso. Lo habitual era beberlo mezclado con agua por ser vinos de alta graduación alcohólica, y solo se bebían puros en rituales y celebraciones religiosas.

De la mano de la cultura griega se expandió el cultivo de la vid por los países mediterráneos. Y también procede de la antigua Grecia la primera documentación sobre el vino: bajo el título Los trabajos y los días, el poeta griego Hesíodo (siglo VIII a. C.) describió la cosecha y prensado de las uvas, cómo se consumía el vino -con agua- y su conservación -en pellejos de cabra-. 

El vino en el Imperio Romano

Hacia el 200 a.C. el vino llegó a la península de Italia e incluso las tierras del sur empezaron a ser llamadas Oenotria (“tierra de uva”), dada la facilidad del cultivo de la vid. El Imperio Romano tuvo un papel fundamental en la divulgación de vino y en la propagación del cultivo de la uva en Europa, llegando incluso a plantar vides en latitudes como Normandia, Flandes o los países bálticos. Fue, por así decirlo, una época de esplendor del vino a la que debemos agradecer, entre otros, la técnica del injerto en las cepas de las vides.

Los romanos también empezaron a utilizar cubas de madera para almacenar y transportar el vino, método que procedía del norte de Europa para el almacenaje de otras bebidas.

Con la caída del imperio romano, recogerían el testimonio los monasterios cristianos, donde durante la Edad Media se seguiría con el cultivo de la vid para obtener vinos destinados a la consagración de la misa.

El vino en el Nuevo Mundo

La introducción de la vid y del vino en lo que llamamos Nuevo Mundo fue de la mano de los jesuitas y los conquistadores. Se debía garantizar el suministro de vino en los oficios religiosos, así que poco a poco fueron llevando y plantando vides, proceso que se aceleró con los portainjertos. En poco menos de 100 años, durante el siglo XVI, el vino llegó a México y Baja California hasta alcanzar Perú, Chile y Argentina.

Más historia y curiosidades sobre el vino

En el Blog de Uvinum nos encanta escribir, aprender y divulgar sobre vino. Si quieres seguir leyendo artículos sobre historia y curiosidades del vino, te compartimos algunos enlaces que seguro que te interesarán. ¡Salud!

Vinos para una barbacoa en familia (¡con cuñado y suegro incluidos!)

Las barbacoas son una de las comidas por excelencia de nuestra vida social y familiarAgosto, ese mes que tanto cuesta en llegar y tan poco en irse. Ese mes en el que nos vamos de vacaciones a la conchinchina o nos quedamos en el pueblo para visitar a la familia. Ese mes en el que siempre cae algún guateque al aire libre con la familia, léase barbacoa en un merendero o en un camping.

Por eso, hoy te proponemos un listado de vinos ideales para una barbacoa en familia. Así, solo tendrás que preocuparte de escoger las carnes y verduras para cocinar a la brasa y, sobre todo, de armarte de paciencia y buen humor para aguantar las bromitas del cuñado & company.

Además, como los vinos para barbacoa que te recomendamos son todos muy ricos, tendrás unos buenos aliados por si el asunto de las bromas se va de madre y necesitas un escape room.

Déjate guiar por las recomendaciones de la manos de los expertos de Uvinum: vinos espumosos con cuerpo; vinos blancos y vinos rosados para lograr un equilibrio fresco; vinos tintos elegantes o jóvenes y divertidos… Simplemente elige el vino o vinos que más te gusten y disfruta de lo que aún queda de verano en tu barbacoa familiar.

Espumosos

 TAGS:Parxet Brut NatureParxet Brut Nature

Parxet Brut Nature: un cava con crianza de dos años fresco, ligero, muy seco y equilibrado. Marida muy bien con todo tipo de platos, es muy versátil.

 

 TAGS:Lola By Paco & Lola CavaLola By Paco & Lola Cava

Lola By Paco & Lola Cava es un cava moderno, desenfadado, con clase. Ideal para las verduras a la brasa y para tomar a modo de aperitivo.

 

Vinos blancos

 TAGS:Menade Verdejo 2017Menade Verdejo 2017

Menade Verdejo 2017: vino ecológico de perfil fresco, ligero y amable. Es un Top Ventas de Uvinum añada tras añada.

 

 TAGS:Alba Martin 2017Alba Martin 2017

Alba Martin 2017: conjugación perfecta de lo clásico y lo moderno. Si te apetece un vino blanco con estilo propio, es una muy buena elección.

 

 

Vinos rosados

 TAGS:Enate Rosado 2017Enate Rosado 2017

Enate Rosado 2017: desde el Somontano nos llega este rosado elegante y fresco. Los vinos rosados son una gran elección.

 

 TAGS:Gramona Mart 2017Gramona Mart 2017

Gramona Mart 2017: rosado elaborado a partir de xarel·lo vermell que seduce fácilmente. Un especial contrapunto al sabor picante y especiado de las carnes a la brasa.

 

 

Vinos tintos

 TAGS:Lz 2016Lz 2016

Lz 2016: vino de recorrido ágil, ligero y de muy buena acidez, con la garantía de Telmo Rodríguez. Sin duda, una elección perfecta para los amantes de los vinos tintos.

 

 TAGS:Cara Nord 2015Cara Nord 2015

Cara Nord 2015 es un vino que sorprende, placentero y que invita a seguir descubriéndolo tras cada sorbo. Su frescura dará equilibrio a una comida tipo barbacoa.

Más vinos para barbacoas en familia

En esta entrada hemos compartido una pequeña muestra de los vinos recomendados por nuestros expertos para una barbacoa en familia, pero hay más, muchos más. Si te apetece seguir descubriéndolos, solo tienes que visitar nuestra página especial de vinos para una barbacoa en familia. ¡Encontrarás un montón de vino que destacan sobre todo por su buena relación calidad-precio.

10 cócteles para tumbarse en la toalla y mirar las nubes

En primer plano vemos un vaso de cóctel. El primer plano contrasta con el segundo plano, imagen de arena y playa desenfocadas.

Estamos en el cénit del verano. Muchos ya estáis disfrutando de unas merecidas vacaciones. Otros quizá justo la habréis comenzado coincidiendo con la festividad del 15 de agosto y otros, pobres vosotros, ya las habréis terminado. Pero por suerte, aún nos quedan días para disfrutar del sol y de los baños en la playa o la piscina antes de que el otoño se nos eche encima. ¡Todavía tenemos mucho verano por delante!

Por ello, te compartimos hoy diez cócteles para beber en la piscina o en la playa. Son refrescantes, sabrosos y pensados para holgazanear, que es lo que más apetece cuando se está de vacaciones o apurando las horas libres del día.

Cócteles sin alcohol para la piscina o la playa

Si hace tiempo que no tomas un trago, mejor opta por uno de estos cócteles sin alcohol. Porque, aunque nuestras propuestas de cócteles con alcohol están pensadas para que no te dé un soponcio bajo el sol, prevenir es de sabios. ¿Cuál de ellos te apetece más?

1. Café Frappé

Ingredientes:

  • Un café espresso frío
  • 150 ml. de leche fría
  • Tres o cuatro cubitos de hielo
  • Un cucharada de cacao en polvo
  • Azúcar al gusto
  • Nata montada

Preparación:

  1. Bate o licua el café, la leche, el hielo y el azúcar.
  2. Sirve en un vaso frío con la nata montada y el cacao a modo de decoración.

2. Piña colada sin alcohol

Ingredientes:

  • 2 tazas de jugo de piña
  • 2 bolas de helado de ron con pasas
  • 8 gotas de crema de coco
  • 4 rodajas de piña
  • 4 cerezas marrasquino

Elaboración:

  1. Licua el jugo de piña, la crema de coco y el helado.
  2. Guarda la mezcla en el refrigerador hasta el momento de servir.
  3. Decora cada copa con las rodajas de piña y las cerezas.

3. Sangría sin alcohol

Ingredientes:

  • 4 tazas de zumo de uva blanca
  • 1 taza de zumo de pomelo rosa
  • Media taza de zumo de limón
  • 750 ml de agua mineral con gas
  • Gajos de pomelo rosa
  • Hielo

Preparación

  1. En una jarra grande, mezcla los tres jugos. Refrigera.
  2. Antes de servir, agrega las rodajas, el agua mineral con gas y el hielo.

4. Smoothie de sandía, manzana y plátano

Ingredientes:

  • Una tajada de sandía
  • Media manzana
  • Medio plátano
  • Hielo

Preparación:

  1. Pela y corta la fruta.
  2. Bátela, añade el hielo y vuelve a batir.

5. San Francisco

Ingredientes:

  • Zumo de naranja, limón, piña y melocotón
  • Zumo de granadina
  • Azúcar y una rodaja de naranja para decorar

Preparación:

  1. Empapa el azúcar con un poco de zumo de granadina y escarcha el borde de un vaso de tubo.
  2. Mezcla a partes iguales los zumos de naranja, limón, piña y melocotón y vierte la mezcla en el vaso.
  3. Añade un chorro de zumo de granadina y decora con una rodaja de naranja.

Cócteles con alcohol para la piscina o la playa

Aquí te proponemos unos cuantos cócteles con un poco de chispa, pero sin pasarse. ¡Tienen la medida justa para evitar que se te suban a la cabeza!

6. Michelada

Ingredientes:

  • 120 ml de cerveza Pale Ale
  • 120 ml de zumo de tomate
  • 15 ml  de zumo de lima
  • 1 cucharadita de salsa picante
  • 1/2 cucharadita de sal de apio
  • 1/4 de cucharadita de pimienta negra
  • 1/4 de cucharadita de togarashi (opcional)
  • Sal

Preparación:

  1. Escarcha el borde de un vaso de whisky con sal.
  2. Llena con hielo.
  3. Añade todos los ingredientes excepto la cerveza y mezcla.
  4. Completa la capacidad del vaso con la Pale Ale.
  5. Sirve de inmediato.

7. Paradise

Ingredientes:

  • 2 medidas de ginebra
  • 1 medida de licor de albaricoque
  • 1 medida de zumo de naranja
  • Hielo

Preparación:

  1. Mezcla los ingredientes con el hielo en una coctelera y agita.
  2. Sirve en una copa de cóctel decorando con una guinda roja.

8. Rebujito

Ingredientes:

  • 2 partes de vino Manzanilla
  • 1 partes de gaseosa
  • Hielo picado

Preparación:

  1. Mezcla los ingredientes en una jarra y sirve de inmediato.

9. Mojito rosé

Ingredientes:

  • 4 fresones
  • 25 ml de ron de caña
  • 1 cucharada sopera rasa de azúcar moreno.
  • 1 Lima
  • Hojas de Menta o Hierbabuena
  • Soda o Seven-Up
  • Hielo

Preparación:

  1. En una coctelera mezclamos el azúcar, la menta o hierbabuena, las fresas y el zumo de lima.
  2. Lo machacamos todo y añadimos el ron.
  3. Agitamos, añadimos hielo picado y vertemos en una copa.
  4. Llenamos el resto de copa con soda o Seven-Up y decoramos con una fresa o una rodaja de lima.

10. Sangría de cava

Ingredientes:

  • 2 naranjas
  • 4 limones (o el zumo de ambos)
  • 1 botella de cava
  • 1 melocotón
  • 6 fresas
  • Azúcar al gusto
  • Cognac
  • Abundante hielo

Preparación:

  1. Exprime los cítricos, trocea el resto de la fruta, mezcla y enfría.
  2. Mezcla el zumo con el cava y una cucharada de cognac por copa que vayas a preparar.
  3. Añade el hielo en el último momento.

Ahora solo te queda gozar de estos deliciosos cócteles y de los días de sol que aún nos quedan. ¡Salud y feliz verano!

 TAGS:Gramona Argent Rosé Extra Brut Gran Reserva 2012Gramona Argent Rosé Extra Brut Gran Reserva 2012

Gramona Argent Rosé Extra Brut Gran Reserva 2012

 TAGS:Mumm Cordon RougeMumm Cordon Rouge

Mumm Cordon Rouge

El mejor ron para un mojito

 TAGS:undefinedEl mojito es uno de los cócteles con más éxito, y sin duda el más famoso de los elaborados con ron. Sin embargo, ni los expertos en cócteles se ponen de acuerdo en sus ingredientes: lima o limón, azúcar blanca o morena, menta o hierbabuena, agua con gas o tónica,…

Y eso sin hablar de las nuevas variantes del mojito, con fresas, licor de café, chocolate, sandía, pippermint,… las combinaciones posibles son casi infinitas, así que ¿cómo elegir el mejor ron para el mojito?

Un ron para cada mojito

Lo primero que tienes que pensar es qué sensación pretendes conseguir con tu mojito, si quieres un mojito refrescante, o más dulce, ácido, goloso o cálido, etc. Los ingredientes y sus sabores marcan el estilo de tu mojito, y el ron tiene que servir de hilo conductor, porque es el ingrediente principal. A continuación te sugerimos algunos rones según el sabor de tu cóctel:

  • Mojito amargo: Es el mojito en el que predominan los aromas y sabores de ingredientes como la tónica, la ralladura de lima o limón, la angostura, o algo más fuerte como el tequila. Son los mojitos más originales, porque no es la idea clásica del mojito, pero ese toque de amargor hace que la combinación resulte mucho más refrescante. En este caso, si quieres acentuar el toque amargo, deberías utilizar un ron blanco con aromas muy ligeros, como el ron Bacardi. Ten en cuenta que el ron es uno de los destilados más dulces y que, por lo tanto, cualquier ron con más sabor podría hacer que el resultado perdiera su amargor.
  • Mojito goloso: Son los mojitos en los que los que los sabores principales son dulces, como el jarabe o puré de frutas rojas (desde la fresa hasta la granadina), el chocolate, el maracuyá, los higos o incluso un chorro de un cava dulce. Son mojitos que, si se acompañan de un ron muy dulce pueden resultar excesivamente empalagosos, pero sí que necesitan un ron con mucho cuerpo, para no perder consistencia. Una de las mejores opciones es el ron Barceló, un ron profundo y lleno de matices.
  • Mojito ácido: El mojito original es una excepcional combinación del amargor del agua con gas o la soda y la acidez de la lima o limón. Es fresco y muy divertido. En el caso del mojito ácido se puede cambiar la soda por agua sin gas, o añadir trozos de piña, pomelo y otras frutas tropicales ácidas. Aquí viene muy bien tanto un ron dulce para ahorrarnos el azúcar, como un ron blanco potente. Un candidato ideal es el Bacardi Limón, especialmente pensado para este tipo de mezclas.
  • Mojito especiado: Este tipo de mojitos son muy apreciados en los países de ámbito no hispano, donde tienen más fama los rones de las colonias -antiguas o actuales- inglesas o francesas, como Bermudas, Martinica o Jamaica. Se puede usar la pimienta, el enebro, el jengibre o el café, en lugar de la hierbabuena y macerados con el zumo de cítricos. En estos casos cualquiera de los rones de Captain Morgan dará la cara con solvencia, y te ayudará a sorprender a tus amigos.

¿Ron blanco o ron dorado?

Quizá ya lo sepas, pero por si acaso… Existen dos grandes tipos de ron: el ron dorado, que se envejece en barricas de roble, y el ron blanco, filtrado a través de carbón y que da como resultado este destilado incoloro.

Así, el ron dorado, al pasar más tiempo en barrica, se vuelve algo más suave de sabor. El color, en cambio, se irá oscureciendo a medida que vaya envejeciendo dentro de la madera. Por contra, el ron blanco, al pasar menos tiempo en barrica, suele ser más fuerte, habiendo incluso quien lo comercializa directamente después del proceso de destilación.

Historia del mojito

Antes de llegar a tan vasta cantidad de tipos de mojitos hubo alguien que inventó esta bebida.

El cóctel más famoso del verano tienen sus orígenes en algún momento del siglo XVI, época en la que el corsario de origen uruguayo Silvio Suárez Díaz, atizado por el aburrimiento que provoca la soledad en alta mar, dio a su tripulación una mezcla que más adelante sería bautizada como Draquecito por el pirata Francis Draque. Este cóctel consistía en aguardiente diluido en un poco de agua, algo de limón para combatir el escorbuto, unas hierbas aromáticas como la menta y un poco de azúcar, que suavizaba el sabor y ayudaba a digerir la mezcla.

Cuando, un siglo después, se dio con la fórmula de destilación del ron, éste pasaría a sustituir el aguardiente, dando como resultado ahora sí nuestro tan preciado mojito.

Consejo extra

Estas son algunas de nuestras sugerencias, pero si lo que te gusta es un mojito tradicional, aquí tienes 2 rones con los que hacer unos mojitos de auténtico lujo. ¡Disfrútalos!

 TAGS:Ron Barceló AñejoRon Barceló Añejo

Ron Barceló Añejo: ideal para tomarlo solo con hielo o combinado.

 

 

 TAGS:Brugal AñejoBrugal Añejo

Brugal Añejo: un ron Dorado originario de República Dominicana con 38º de grado alcohólico

 

 

Imágenes: Andrés Nieto Porras

4 consejos para maridar vinos y helados

Cómo maridar vinos y helados

Aunque parezca mentira, el vino y los helados se llevan bien, mejor de lo que muchos pensamos. De hecho, es un interesante ejercicio sensorial gracias al contraste entre el punto cálido que siempre ofrecen las bebidas con alcohol y lo frío del helado. ¡Qué diferencia hay entre un sorbo de vino tras haber probado una porción de queso cremoso y entre un sorbo de vino tras una cucharada de helado de fresa!

Si piensas en ampliar tu propuesta para maridar vino y postres, te proponemos varios consejos para elegir bien los vinos para tomar con helados. Apunta y prepárate para disfrutar de nuevas sensaciones gastronómicas.

1. Taninos, ¿para qué os quiero?

Los principales perjudicados del frío son los taninos. Por lo tanto, es mejor evitar los vinos tintos y maridar los helados con vinos blancos o rosados. El maridaje de vino y helados supera casi todas las barreras excepto la de los taninos, que quedan excluidos de este nuevo abanico de sensaciones.

2. Blanco y en botella…

Muchos de los helados que tomamos son elaborados a partir de leche, y la mayoría de preparaciones lácteas se adaptan mejor al vino blanco. Así, pues, escoge vinos blancos para los helados que lleven leche.

3. Los polos opuestos no se atraen

Los helados con leche son también más dulces (tienen mucho azúcar). ¿Cómo neutralizamos el exceso de azúcar? Con más azúcar. Los mejores vinos para maridar con helados dulces son los vinos dulces tipo Jurançon o Sauternes, o del Loira, o incluso los Tokaj de Hungría. Suelen ofrecer una bella vivacidad sin quedar anulados.

4. Sorbetes que tan bien nos hacéis

Es probable que, después de una copiosa comida en el chiringuito, prefieras un sorbete a un helado cremoso. En tal caso, disfruta doblemente de él maridándolo con un vino rosado, ya que aportará la vivacidad necesaria para equilibrar la suavidad del sorbete. Además, sus aromas frutales amplificarán los del sorbete, ofreciéndonos una explosión de frescura y suavidad encantadora.

 TAGS:Tokaj Oremus Aszù 3 Puttonyos 50cl 2011Tokaj Oremus Aszù 3 Puttonyos 50cl 2011

Tokaj Oremus Aszù 3 Puttonyos 50cl 2011:  un vino dulce de Tokaj con uvas de las cosecha de 2011 y con un grado alcohólico de 12.5º.

Cavas ‘Ice Friendly’ (o cómo celebrar el verano con hielo en el vino)

Vinos para beber con hielo

Calor. Lo de estos días se llama calor. Así que si pensamos en vinos… Bueno, es probable que los tintos así con más cuerpo y más madera se queden esperando en la bodega a tiempos mejores. O, en todo caso, a tiempos más frescos. Ahora es tiempo de blancos, rosados, tintos ligeros y espumosos. Pero, sobre todo, es momento de dar salida a esa nueva tendencia en cavas elaborados para tomar con hielo.

Para algunos es un sacrilegio. Para otros una auténtica sensación. Como no vamos servidos de polémicas, añadimos otra más al saco. La cuestión es ver si gustan o no, y hablar con conocimiento de causa (es decir, habiéndolos probado). Así que aquí te dejamos un lista con algunos de los vinos para beber con hielo más destacados de Uvinum.

Ahora es momento de que te sumes a la moda de los vinos con hielo… O, al menos, a opinar sobre ella con conocimiento de causa. ¡Salud!

 

 

 TAGS:Freixenet Ice RoséFreixenet Ice Rosé

Freixenet Ice Rosé es un cava con assemblage creado especialmente para disfrutarlo con hielo en copa de balón. Tiene aromas intensos a frutas del bosque, frambuesas, endrinas y fresas. En boca también hay notas anisadas y especiadas. En el final se muestra fresco, elegante y goloso. Ideal para tomar con postres de masa de hojaldre, helados de frutas o quesos cremosos.

 TAGS:Freixenet IceFreixenet Ice

Freixenet Ice en este caso, el hermano blanco del rosé es un perfecto acompañante de otras bebidas para conformar cócteles de categoría. En él destacan los aromas de melocotón, pera madura, flores y un toque de frutas tropicales. En boca es cremoso, dulce y muy largo. Ideal para cócteles o para tomar simplemente con fruta en una deliciosa tisana.

 TAGS:Anna Ice Edition RoséAnna Ice Edition Rosé

Anna Ice Edition Rosé es un cava semiseco que se elabora a partir de Pinot Noir y Chardonnay. Tiene una enorme intensidad aromática donde predominan los frutos rojos, la fresa y la cereza. En boca es delicado y expresivo, con una buena acidez que aporta frescura y largo final. Para disfrutarlo al máximo, puedes acompañarlo de tarta Sacher o, en el aperitivo, con un poco de hielo.

 TAGS:Anna de Codorniu IceAnna de Codorniu Ice

Anna de Codorniu Ice es perfecto para tomar en cualquier momento del día… o de la noche. Despuntan sus aromas a primavera y a flores blancas, frutas de hueso y almendro. En boca es denso, fresco y vital. A diferencia del rosé, que quizá sea mejor opción para aperitivos y postres dulces, esta versión puede acompañar perfectamente toda la comida

India, un mercado con mucho futuro para el vino

La India es un país emergente con un gran futuro prometedor en muchos sentidos. Y para el vino también. Así lo vaticina un informe reciente sobre el mercado del vino en India, realizado por Wine Intelligence en colaboración con Sonal Holland, la única Master of Wine de este país. El estudio lo equipara a China.

Potencia económica mundial

Una de las razones es que la India hace años que emerge como una fuerte potencia económica mundial y esto la hace atractiva para el mercado de exportación del vino. A eso le hemos de sumar que en el país viven 1.300 millones de personas, siendo el segundo más poblado del mundo.

Importaciones

India importó alrededor de 475.000 cajas de vino en los últimos 12 meses hasta marzo de 2017. Mientras que el país cuenta con más de 300 importadores de vino. Y todo esto a pesar de los impuestos elevados a los vinos importados, con aranceles de importación de vinos superiores al 152%.

Mucha gente joven

Otro síntoma de optimismo es que la población del país es relativamente joven, puesto que tiene más de 800 millones de personas menores de 35 años. Esto hace entrever que van a ser consumidores exponenciales en unos años.

Más vino producido

Aunque otras bebidas ocupan realmente las gran parte de las ventas de la India, no hace mucho que se está produciendo vino de manera local. Este hecho despierta el interés de los habitantes por el consumo de vino. Es más, el estudio manifiesta que, entre 2010 y 2017, la industria india del vino registró una tasa de crecimiento anual compuesto de dos dígitos de más del 14%, por lo que es la bebida alcohólica de más rápido crecimiento en la India.

Mumbai, ciudad de vino

El estudio también pone de manifiesto que las ciudades es donde más vino se bebe. Concretamente, Mumbai representa el 32% del consumo total de vino en la India, seguido por Delhi NCR y su suburbio tecnológico Gurugram con un 25%; Bangalore 20%; y Pune e Hyderabad con 5% y 3% respectivamente.

Más estudios sobre el tema

Tales investigaciones están demostrando el interés creciente por el mundo del vino en la India. Pero hay más porque durante este año 2018 se prevé un análisis más exhaustivo y en profundidad del consumidor de vinos de la India.

 

 TAGS:Semele 2015Semele 2015

Semele 2015

 

 

 TAGS:Juan Gil Etiqueta Plata 2015Juan Gil Etiqueta Plata 2015

Juan Gil Etiqueta Plata 2015

Vinos blancos para paellas

La paella es la sensación del verano en muchas terrazas. Y si se toma junto al mar, siempre sabe mejor. Normalmente las paellas suelen acompañarse de vinos blancos, fresquitos y ligeros. Pero como hay un gran surtido de paellas, ¿Qué vino podemos tomar según la paella?

La paella de marisco, que encontramos con gambas y langostinos y sepia, entre otros, suele ser una de las más populares. Para ésta es mejor un vino blanco suave, cuyo sabor no sobresalga sobre el del marisco o el pescado, ya que es lo que hace especial a este tipo de paella. Se eligen normalmente los albariños y verdejos, que son de más calidad y aportan un sabor ideal a este plato.

Para esta paella marinera en la que los mariscos son los protagonistas también se recomiendan vinos de las DO de Alicante, Valencia o Andalucía, pero son perfectamente válidos los vinos blancos del Penedès o de Rueda.

También hay paellas de carne, especialmente las podemos encontrar en la comunidad valenciana. Se caracterizan por llevar pollo, conejo, pato, pimiento verde, tomate rallado, alcachofas, ajos tiernos, aceite, arroz y ñora, entre otros ingredientes según tradición. Esta paella será mucho más contundente y por ello podemos pasar del blanco al tinto de Rioja o bien a un blanco más elegante y fuerte, tipo Ribera del Duero.

La paella mixta es también altamente popular. Por un lado, mezclar mar y montaña con productos del mar, como los mariscos con verduras y carne. Por ejemplo habrá pollo, conejo, mariscos, pescado y las verduras habituales. Estas paellas precisan de vinos rosados frescos, pero blancos también con algo de más de fuerza.

Mientras que las paellas vegetarianas, donde hay mucha verdura, como alcachofas, espárragos, habas, judías verdes, garrafones, pimiento morrón, pimiento verde, cebolla, tomate, perejil, azafrán, aceite de oliva y sal, el vino que va bien es el blanco más ligero, rosados, blancos espumosos, cavas y muy frescos para que pueda dar sabor especial a la paella vegetariana.

 

 TAGS:Elyssia Pinot Noir Brut RosadoElyssia Pinot Noir Brut Rosado

Elyssia Pinot Noir Brut Rosado

 

 

 TAGS:Juvé y Camps Brut RosadoJuvé y Camps Brut Rosado

Juvé y Camps Brut Rosado